La Ruta

Entre ríos y montañas

Entre los picos de Urbión y la cima de Peñalara hay un universo por descubrir, hecho de peñas graníticas, moduladas por los caprichos del hielo, del agua y del viento, y de peñascos calcáreos, que los ríos atraviesan en meandros sinuosos, con la lentitud de la eternidad.

Nacido en esos paisajes glaciares, junto a lagunas con aura mágica, el Duero va ganando cuerpo entre hayas y pinos silvestres, en aquella que es una de las mayores extensiones arbóreas de la península. Cuando abandonamos sus márgenes es para adentrarnos en otros lugares magníficos, parques naturales de gran valor biológico y geológico. En el cañón del Río Lobos, uno de los primeros paisajes protegidos de Castilla y León, corzos y jabalís deambulan por bosques de tejos, sobre la mirada de las aves de rapiña que se posan en pináculos. En las hoces del río Riaza y del río Duratón, cada una con su encanto particular, el aire pertenece a los buitres leonados que allí constituyen una de las mayores colonias de la especie en el continente europeo.

Formando una barrera montañosa entre las ciudades de Madrid y de Segovia, la Sierra de Guadarrama se distingue por la diversidad de hábitats. Especies de fauna y flora mediterráneas conviven con otras características de paisajes alpinos y también con aquellas que se encuentran en los horizontes más áridos de la Meseta Ibérica, en quince ecosistemas distintos que albergan el 45 por ciento de los vertebrados de España.

Los amantes de la naturaleza encuentran aquí todos los motivos para meter los pies en el camino, por senderos de montaña y valles donde antiguas ermitas se yerguen como verdaderos himnos a la naturaleza. Pero no faltan otras actividades para los más exigentes, desde la exploración de grutas, para los que gusten de descubrir los ambientes subterráneos, a la bajada de ríos en kayaks, deportes de nieve, o escalada, para quien vibra con la emoción de los desniveles más radicales.

Partimos de Soria en dirección a Vinuesa, puerta de entrada al Parque Natural de la Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión. Con diversos picos que se yerguen por encima de los 1700 metros la cordillera debe la singularidad de su paisaje a la acción del hielo que moduló las rocas de formas bizarras, formó lagunas, rasgó ríos de montaña que alimentan prados de altitud. Las laderas están revestidas por grandes manchas de pinos silvestre que en las vertientes más sombrías dan lugar a las hayas, en un contraste que es particularmente armonioso en otoño.

La Laguna Negra es un lugar de una belleza tranquila y enigmática, sobrevolada por buitres leonados que nidifican en las arribes de alrededor. Un pasadizo de madera permite circundar la laguna, pero las vistas más fantásticas están reservadas para aquellos que vencen el abrupto desnivel para ver a partir de un alto. El mismo camino continúa hasta el Pico de Urbión (2229 metros de altitud), en una ruta circular que pasa por otras dos lagunas de origen glaciar. Después de llegar a lo alto un pequeño desvío lleva al nacimiento del río Duero. Este recorrido presenta mayor dificultad en invierno, pero en contrapartida la nieve cubre las montañas y permite la práctica de esquí de travesía, snowboard y paseos en raquetas de nieve.

Regresado a Vinuesa, aprovechamos para visitar el Museo del Bosque, antes de partir para Covaleda. Desde aquí también podemos acceder al Pico de Urbión por un trayecto distinto. Además de esto, se recomienda el corto recorrido pedestre que lleva a la Piedra Andadera pasando por la mata de pinos centenarios de Raso Tejeros. Otro camino sugerido para hacer a pie o en bicicleta es la Ruta de los Puentes, en la que sobresalen dos construcciones de origen medieval: el puente de Soria y el puente de Santo Domingo.

Se sigue por Duruelo de la Sierra, la primera población atravesada por el Duero. Su ex-libris es Castroviejo, uno de los dos sitios más extraordinarios de la provincia de Soria. Una pista forestal lleva a este museo a cielo abierto, donde las esculturas son desfiladeros y rocas de formas raras que desafían a la gravedad y a la imaginación. Los prados alrededor de las peñas y el mirador que se abre para un mar de pinos silvestres invitan al descenso y la contemplación. Cerca de allí, es imposible resistir el encanto de la cascada de Serena cuyo velo tapa la entrada de una gruta.

A partir de Duruelo de la Sierra es posible proseguir directamente para Burgos, ciudad dinámica cuya vida se desarrolla en torno a la Catedral, monumento de delicada belleza clasificado por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad. De esta forma fue distinguido el Sitio Arqueológico de Atapuerca, situado a pocos Km de la ciudad. En este lugar de excepcionales hallazgos arqueológicos y paleontológicos, fueron descubiertos los restos humanos más ancestrales de la Europa Occidental y de una nueva especie, el Homo Antecessor -fósiles que pueden ser contemplados en el Museo de la Evolución Humana en Burgos.

Cerca de una hora nos separa de San Leonardo de Yagüe y de la aldea de Ucero, donde está situado el Centro de Interpretación del Parque Natural del Cañón del río Lobos. El área es sorprendentemente pequeña -poco más de 20 Km de extensión- para la biodiversidad que abriga: una centena de parejas de buitres leonados comparte los aíres con otras aves de rapiña de excepción, como el águila real, el águila perdicera y varias especies de halcones. Nidifican en altas escarpas calcáreas, donde se abren grutas y se yerguen pináculos, que rodeen el río. Es en este escenario, casi místico, que se encuentra la ermita de San Bartolomé, templo románico fundado por la Orden de los Templarios.

Una ventana abierta a la roca permite admirar el monumento por encima de los arribes, aunque paisajes igualmente sublimes recompensan a aquellos que prosiguen por el camino que acompaña al río de aguas claras, ahora cubierto de nenúfares, ahora rodeado de sabina albar. Además del abanico de sendas para hacer a pié o en bicicleta, el área es también conocida por los amantes de la espeleología. En Ucero, el mundo subterráneo de la gruta de la Galiana es apreciado por los principiantes, por la simplicidad de su recorrido.

Con tiempo, se aconseja el desvío hasta Muriel de la Fuente, para visitar el Monumental Natural La Fuentona, uno de los lugares más visitados de la provincia de Soria. Aquí nace el río Abión, en una pequeña laguna también conocida como Ojo de Mar, debido al azul de sus aguas cristalinas que comunican con corrientes subterráneas.

Seguimos ahora para Aranda de Duero, corazón de la región vinícola Ribera de Duero. Después de una parada, para pasear por el Centro Histórico o para visitar una de las bodegas, nos dirigimos a la Casa del Parque Natural Hoces del Río Riaza, en Montejo de la Vega de la Serrezuela. Allí tomamos conocimiento de los valores naturales de esta área protegida, cuya importancia se debe a las colonias de aves que construyen los nidos en las gargantas rocosas con más de 150 metros de altura. La zona es un paraíso para ornitólogos, que se deslumbran con el vasto número de buitres, pero también con la diversidad de otras especies aladas, que van desde aves de hábitats más áridos, como el chotacabras pardo y el esmerejón, las aves acuáticas presentes en la albufera de Linares de Arroyo.

Son muchos los caminos que se pueden hacer a pie o en bicicleta en este territorio, aunque sea crucial la información anticipada de aquellos que son prohibidos en época de nidificación (entre el 1 de enero y el 31 de julio). Entre ellos destacan la “Senda del Río”, trayecto que sigue el curso del agua hasta la albufera, entre encinares y bosques de enebros. Más corto, pero igualmente interesante es la “Senda de la Ermita del Casur”. En una península elevada sobre el espejo de agua, surge Maderuelo, aldea fortificada que integra el conjunto de pueblos más bonitos de España.

Continuamos en busca de aves más majestuosas cuando nos dirigimos al Parque Natural Hoces del río Duratón, situado junto a Sepúlveda. El impresionante cañón fluvial es hogar de centenares de parejas de buitres leonados, que comparten los aires con águilas perdiceras y halcones peregrinos. La riqueza biológica se alía a la tranquilidad del río que serpentea por meandros, entre las márgenes orladas de chopos. Crece todavía más, el valor histórico de la gruta de los Siete Altares, erguido por visigodos, y de la iglesia medieval de San Frutos, posada en un promontorio con vistas excepcionales, a la que se accede a través de la población de Villaseca.

Las curvas del río invitan a la práctica de canoaje o incursiones en Kayak, aunque estas actividades estén reglamentadas y exijan autorización previa de la Casa del Parque. Lo mismo pasa con la circulación en algunos caminos de mayor dimensión, prohibidos en la primera mitad del año. Otros, como la “Senda de los Dos ríos”, pueden ser recorridos en cualquier época, sin restricciones.

Escenarios de series televisivas y de varios filmes (Orson Welles rodó aquí dos largometrajes), las calles empedradas de Pedraza conducen a una de las más bellas plazas de España y a muchos monumentos dignos de una atenta visita. Después de deambular por aquí, salimos por la única puerta abierta en las murallas en dirección a la antigua Iglesia de San Miguel, que ahora alberga el Centro Temático del Águila Imperial. Conocemos sus hábitos y las amenazas que hay sobre esta ave en peligro de extinción, que encuentra refugio en el Parque Natural Sierra de Guadarrama, nuestro próximo destino. Después de las gargantas fluviales, regresamos a las montañas donde se yergue la cima de Peñalara, con 2.428 metros de altitud.

Siendo, desde hace mucho, destino de caminantes y alpinistas, la región está surcada de caminos, que llevan a prácticamente todos los rincones. Tres trayectos de corta duración tienen inicio en el Centro temático,- entre los se aconseja la “Senda de Las Tongueras”, que conduce al mirador del mismo nombre- pero muchos otros no esperan. La corta distancia de allí queda Navafría, de donde parte una corta vereda hasta la cascada de El Chorro. Si el clima lo permite, es posible darse un baño en las piscinas naturales situadas junto a un parque de merienda.

Partimos entonces para el Real Sitio de San Ildefonso, cuyo palacio es una de las residencia de la familia real. Son famosos sus jardines, inspirados en los de Versalles, que pueden ser recorridos cuando los miembros de la realeza no se encuentran aquí. Luego siguiendo entramos en los montes Valsaín, que la UNESCO designó como Reserva de la Biosfera, por su considerable valor ecológico, estético, económico y social. En una de las mayores zonas arborizadas de España, se llevan a cabo prácticas que buscan conciliar las actividades humanas con la protección del medio ambiente.

Aquí, hay que decantarse por los itinerarios señalados por el Centro Nacional de Educación Ambiental – CENEAM- cuyas diferentes rutas reflejan la diversidad de los ecosistemas del área. Algunos transcurren entre densos robledales, otros continúan a la sombra de los bosques de pinos silvestres, otros todavía siguen la senda de las Pesquerías Reales- caminos forrados de piedras de granito, construida en el reinado de Carlos III, para hacer más cómodas las incursiones del rey cuando quería ir a pescar al río Eresma.

Mapas con informaciones sobre estas y otras rutas pueden ser solicitados tanto en las instalaciones de esta entidad, como en el Centro de Interpretación de Boca de Asno, área recreativa situada junto al río, muy agradable por la frescura que proporciona y en verano pero, por el mismo motivo, muy frecuentada en la misma época por los habitantes de la capital – atravesando la carretera de Navacerrada (en la vertiente sur de la sierra de Guadarrama), Madrid queda apenas a una hora de distancia.

Quien prefiere ambientes más tranquilos, puede optar por el otoño, época de tonos dorados con el único alfombrado de musgos y de una gran variedad de setas. O también los meses más fríos, cuando las cimas cubiertas de nieve invitan a la práctica de deportes de invierno.

El viaje termina con la guinda del pastel en Segovia, ciudad vibrante,cuyo valioso conjunto monumental -desde el acueducto de Segovia a la Fortaleza del Alcázar- justificó su inclusión en la lista Patrimonio Mundial. Los más aventureros no quedaran defraudados con la diversidad de la oferta en turismo activo, que desde paseos en globo de aire caliente a circuitos de BTT, rutas a caballo y salidas en canoa por el Eresma.

Itinerarios

Ititinerao 1 día- Parque Natural Laguna Negra y Circos Glaciares del Urbión

Sorpréndase con el paisaje glaciar de los Picos de Urbión, conociendo los lugares más emblemáticos: la Laguna Negra, envuelta en misterio y leyendas, y Castroviejo, auténtico museo a cielo abierto, cuyas esculturas rocosas fueron moldeadas por la Naturaleza.

Hora Actividad
09:00 Soria – Salida para Vinuesa
Laguna Negra – paseo junto a la Laguna
13:30 Almuerzo en Vinuesa
Partida para Duruelo de la Sierra
Paseo por Castroviejo hasta la Cascada y Gruta Serena

Extensión de la ruta (Soria/Duruelo de la Sierra): 106 km

Notas:

  • Época ideal: mayo y junio y los meses de otoño. En el verano estos destinos son muy concurridos.
  • Laguna Negra: en las vacaciones de Semana Santa y en los meses de julio, la circulación de vehículos solo es permitida hasta el parking del Paso de la Serrá, existiendo allí un servicio de autobuses que lleva personas hasta la Laguna Negra (2 Km). El resto del año, puede llegarse con vehículo hasta el final de la carretera.

Itinerario 1 día- Laguna Negra y Cañón Fluvial del Río Lobos

Descubra dos de los más bellos paisajes de la provincia de Soria. En los Picos de Urbión, lugar de nacimiento del Duero, pasee junto a la Laguna Negra. Después, recorra las veredas del cañón fluvial del río Lobos, donde se encuentra la Ermita de San Bartolomé, con un misticismo fuera de lo común.

Hora Actividad
09:00 Soria – Partida para Vinuesa
Laguna Negra – paseo junto a la laguna
13:30 Almuerzo en Vinuesa
Partida para Ucero
Visita al Parque Natural “Cañón de Río Lobos”
Caminata hasta la Ermita de San Bartolomé
Recorrido pedestre a lo largo del río (2 horas)

Extensión de la ruta (Soria/Ucero): 139 km

Notas:

  • Época ideal: en la primavera y, sobre todo, en el otoño. En el verano, la Laguna Negra está muy concurrida.
  • Laguna Negra: en las vacaciones de Semana Santa y en los meses de julio, la circulación de vehículos solo es permitida hasta el parking del Paso de la Serrá, existiendo allí un servicio de autobuses que lleva personas hasta la Laguna Negra (2 Km). El resto del año, puede llegarse con vehículo hasta el final de la carretera.
  • Cañón del Río Lobos: la distancia entre el parking y la Ermita de San Bartolomé es de 1 Km. La vereda junto al río hasta el Puente de los Siete Ojos tiene 9 Km (solo ida), pero es posible hacer un recorrido más corto, caminando cerca de una hora y regresando por la misma vía.

Itinerario 2 días- Circos Glaciares de Urbión, Cañón Fluvial del Río Lobos y Gargantas del Río Riaza

Explore los paisajes glaciares de los Picos de Urbión y parta hacia el descubrimiento de los ríos que señalan su recorrido entre altos peñascos calcáreos. En el Cañón del Río Lobos, uno de los primeros espacios protegidos de Castilla y León, y en las Hoces del río Riaza, deslúmbrese con el vuelo de las rapiñas majestuosas.

Día 1

Hora Actividad
09:00 Soria – Partida para Vinuesa
Laguna Negra – paseo junto a la laguna
13:30 Almuerzo en Vinuesa
Partida para Duruelo de la Sierra
Paseo por Castroviejo hasta la Cascada y Gruta Serena

Alojamiento en Vinuesa o en Soria

Día 2

Hora Actividad
09:00 Vinuesa o Soria – Partida para Ucero
Visita al Parque Natural “Cañón de Río Lobos”
Caminata hasta la Ermita de San Bartolomé
Recorrido pedestre a lo largo del río (2 horas)
13:30 Almuerzo en Burgo de Osma
Partida para Montejo de la Vega
Visita al Parque Natural “Hoces del Río Riaza”
Recurso pedestre “Senda Entre Puentes” (2 horas)

Extensión de la ruta (Soria/Montejo de la Vega): 307 km

Notas:

  • Época ideal: mayo y junio y los meses de septiembre y octubre. En el verano estos destinos están muy concurridos. Las Hoces del río Riaza son particularmnete interesantes en septiembre, cuando la vegetación ya va adquiriendo la coloración dorada, y algunas aves como los alimoches y los abejarucos aún no hicieron la migración al sur.
  • Laguna Negra: en las vacaciones de Semana Santa y en los meses de julio, la circulación de vehículos solo es permitida hasta el parking del Paso de la Serrá, existiendo allí un servicio de autobuses que lleva personas hasta la Laguna Negra (2 Km). El resto del año, puede llegarse con vehículo hasta el final de la carretera.
  • Cañón del Río Lobos: la distancia entre el parking y la Ermita de San Bartolomé es de 1 Km. La vereda junto al río hasta el Puente de los Siete Ojos tiene 9 Km (solo ida), pero es posible hacer un recorrido más corto, caminando cerca de una hora y regresando por la misma vía.

Itinerario 2 días- Pies en el suelo y ojos en el cielo

Disfrute de los tesoros naturales que se extienden entre las cimas de la Sierra de Guadarrama y el cañón fluvial del Río Lobos. De las márgenes ribereñas utilizadas para las pesquerías reales a los caminos cobijados por peñascos, siga el vuelo de las águilas y los buitres, en lugares de gran belleza.

Día 1

Hora Actividad
09:00 Segovia – Partida para Valsaín
Recorrido pedestre Pesquerías Reales (2 horas)
Partida para Pedraza
13:00 Almuerzo en Pedraza
Visita al Centro Temático del Águila Imperial
Partida para Navafría
Caminata hasta Cascada del Chorro (1 km)

Alojamiento en Pedraza o Segovia

Día 2

Hora Actividad
09:00 Segovia – Partida para Sepúlveda
Parque Natural “Hoces del Río Duratón”
Recorrido pedestre “Senda de los dos ríos” (2 horas)
Villaseca – Mirador de la Ermita de San Frutos
13:30 Almuerzo en Sepúlveda
Partida para Ucero
Parque Natural “Cañón de Río Lobos”
Caminata hasta la Ermita de San Bartolomé
Recorrido pedestre junto al cañón fluvial (1 hora)

Extensión de la ruta (Segovia/Ucero): 291 km

Notas:

  • Época ideal: primavera y otoño
  • Cañón del Río Lobos: La distancia entre el Parking y la Ermita de San Bartolomé es de 1 Km. La vereda junto al río hasta el Puente de los siete Ojos tiene 9 Km (solo ida), pero es posible hacer un recorrido más corto, caminando cerca de 1 hora y regresando por la misma vía.

Itinerario 3 días – De la Sierra de Guadarrama a los Picos de Urbión

Entre la cumbre de Peñalara y los Picos de Urbión, viaje de Segovia a Soria a través de los parques naturales más populares. Visite Pedraza, escenario de película, y las Hoces del Duratón, famosas entre los ornitólogos. Después pasee por el Cañon de río Lobos, uno de los paisajes más bellos de Soria, y termine el periplo en Urbión, juntos al nacimiento del Duero.

Día 1

Hora Actividad
09:00 Segovia – Partida para Valsaín
Recorrido pedestre Pesquerías Reales (2 horas)
Partida para Pedraza
13:00 Almuerzo en Pedraza
Visita al Centro Temático del Águila Imperial
Partida para Navafría
Caminata hasta Cascada del Chorro (1 km)

Alojamiento en Pedraza o Segovia

Día 2

Hora Actividad
09:00 Segovia – Partida para Sepúlveda
Parque Natural “Hoces del Río Duratón”
Recorrido pedestre “Senda de los dos ríos” (2 horas)
Villaseca – Mirador de la Ermita de San Frutos
13:30 Almuerzo en Sepúlveda
Partida para Ucero
Parque Natural “Cañón de Río Lobos”
Caminata hasta Ermita de San Bartolomé
Recorrido pedestre hasta el Cañón Fluvial (1 hora)

Alojamiento en Soria

Día 3

Hora Actividad
09:00 Soria – Partida para Vinuesa
Laguna Negra – paseo junto a la Laguna
13:30 Almuerzo en Vinuesa
Partida para Duruelo de la Sierra
Paseo por Castroviejo hasta la Cascada y Gruta Serena

Extensión de la ruta (Segovia/Duruelo de la Sierra): 397 km

Notas:

  • Época ideal: en la primavera y, sobretodo, en el otoño. En verano, la Laguna Negra está muy concurrida.
  • Cañón del Río Lobos: la distancia entre el Parking y la Ermita de San Bartolomé es de 1 Km. La verada junto al río hasta el Puente de los Siete Ojos tiene 9 Km (solo ida), pero es posible hacer un recorrido más corto, caminando cerca de 1 hora y regresando por la misma vía.
  • Laguna Negra: en la vacaciones de Semana Santa y en los meses de julio, la circulación de vehículos solo es permitida hasta el Parking del Paso de la Serrá, existiendo allí un servicio de autobuses que lleva personas hasta la Laguna Negra (2 Km). El resto del año, puede llegarse con vehículo hasta el final de la carretera.

Contactos

Links

Fotos

  • montana1
    montana2
    montana3
    montana4

  • montana5
    montana6
    montana7

 

 

Volver a la Ruta de la Naturaleza